13 Ideas de Verano Para Enseñar a los Niños sobre la Espiritualidad en la Naturaleza

Espiritualidad en la Naturaleza

La espiritualidad está siempre presente en la naturaleza. Como seres vivos que andan por el suelo de la Tierra, cosechamos y apreciamos sus recursos como parte innata de la vida y la naturaleza. Demostrar cuidado y difundir el conocimiento sobre su belleza e importancia a nuestros más jóvenes es crucial para su desarrollo.

Desde los alimentos que comen hasta los animales con los que juegan y las piedras que recogen, la naturaleza tiene muchos tesoros de los que se enamorarán.

Espiritualidad en la Naturaleza

Compra Nuestra Colección de Minerales

Es Fácil Descubrir La Espiritualidad En La Naturaleza 

La espiritualidad y la naturaleza son uno mismo. Es por eso que las dos son inseparables y están profundamente entrelazadas. 

La Naturaleza Eleva Tu Conciencia 

La naturaleza nos inspira a tomarnos un descanso y disfrutar de la tranquilidad. Libera el estrés y tranquiliza la mente, lo que nos permite aprovechar realmente el lado espiritual de las cosas. Nos da claridad y crea un espacio para que la iluminación llegue, ayudándonos a elevar la conciencia. 

Los cuatro elementos de la naturaleza ayudan a elevar la frecuencia, a limpiar el cuerpo energético y a evolucionar espiritualmente.

La Naturaleza Fomenta la Conciencia y la Gratitud

La naturaleza transforma nuestra energía purificando lo malo e incorporando buenas vibras, lo que nos permite co-crear con el Universo. Pasar tiempo en la naturaleza nos enseña a estar plenamente presentes y a experimentar el vínculo inquebrantable de la espiritualidad en la naturaleza. 

Al ser conscientes de las bendiciones que nos da y agradecer la comida sana, el aire fresco y la tierra fértil, permitimos que nos llegue más optimismo.

Somos Uno Mismo Con La Naturaleza

Como seres espirituales y miembros de la vida en la Tierra, siempre estamos sincronizados y conectados con la Madre Gaia. Todo lo que ocurre en la naturaleza repercute en nuestro bienestar físico y espiritual.

Ir de excursión, hacer un picnic, estar en la playa o junto a un río son algunas de las formas de sentir la unidad con el Universo y lo Divino.

los niños y la naturaleza

13 Ideas De Verano Para Enseñarle a Niños Sobre La Espiritualidad de La Naturaleza 

Nuestros hijos nos ven como ejemplos y modelos de conducta. El modo de tratar a los seres vivos y de percibir la naturaleza tiene un impacto inmenso en su relación con la naturaleza, y nosotros podemos guiarlos.

Estas actividades creativas te ayudarán a difundir tu amor por la Madre Gaia y a conectar a los niños con la naturaleza.

Crear Una Colección De Cristales Y Rocas

Las formaciones rocosas y minerales son siempre únicas, así que ¿por qué no hacer una colección de cristales única con rocas y piedras que se encuentren en la naturaleza? Además, puedes comprar juegos de cristales para ampliar tus colecciones.

Los cristales y las rocas son algunos de los mejores representantes del fino arte de la naturaleza. La colección de minerales de Karma & Luck pueden ayudar a introducir a los más jóvenes en la belleza eterna de la naturaleza y las piedras preciosas.

Plantar Un Jardín

¿Qué mejor manera de introducir a los niños en la espiritualidad de la naturaleza que plantar una semilla, verla crecer y desarrollarse juntos?

Un jardín es una metáfora de la vida, ya que todo en la naturaleza tiene su propio ciclo vital. Ya sea una hermosa flor, una fruta o una verdura, cuidar una planta juntos es una oportunidad para enseñar a los niños lo importante que es valorar y nutrir la vida.

Naturaleza

Ir De Excursión Y De Picnic 

Explora y ve lo que puedes encontrar o señala las maravillas de la naturaleza. Juega a encontrar el árbol, la hoja o la roca más bonitos.

Anima a tu hijo a explorar la naturaleza al máximo hablando de lo que ve y felicitando a la naturaleza por sus obras de arte, ya sea la forma de una nube, una puesta de sol o un bosque de ensueño por el que pasas en tu excursión.

Flores Prensadas

Hacer un herbario es una forma de memorizar los nombres de las plantas y conservar la belleza eterna de las flores. Es una forma estupenda de enseñar a tus hijos que todo tiene belleza incluso cuando parece marchitarse.

Prensar las flores les ayudará a sentir una conexión con la espiritualidad de la naturaleza y les enseñará a apreciar todo lo que la naturaleza es, no sólo la belleza de la flor.

Estudien Sus Huellas

Ninguna huella es igual. Estudiar las huellas dactilares es una forma de aprender que todo en la naturaleza es único y que nosotros también lo somos.

Compárelas a la luz del sol o déjelas pintadas en un papel. Le mostrará a su hijo que, aunque las cosas se parezcan, todo en la naturaleza tiene un diseño especial que lo hace hermoso y diferente.

Los niños y la espiritualidad

Visiten Animales

Todos los seres vivos se despiertan bajo el mismo cielo y respiran el mismo aire. Observar a los animales es una oportunidad para introducir a los niños en el reino animal, que es una parte integral de la vida en la tierra.

El amor por los animales empieza por conectar a los niños con la naturaleza, mostrándoles la extraordinaria belleza en las diferentes especies y tratando a los animales con amabilidad. Esto sentará las bases para construir una relación sana con todos los seres vivos y les enseñará a apreciar y honrar la vida animal. 

Hacer Un Póster Del Ciclo De La Vida 

Crear divertidas imágenes del ciclo de la vida con tus hijos es una oportunidad para aprender lo interconectada que está la vida en la Tierra.

La espiritualidad de la naturaleza se encuentra en todas las formas de vida. Empieza por el insecto más pequeño y sube hasta el animal más grande, enseña a tus hijos lo importante que es cada aspecto de la naturaleza en conjunto.

Mediten Juntos Afuera

Nunca es demasiado pronto para enseñar a tus hijos a ser conscientes de la naturaleza. Siéntese al aire libre para meditar juntos y ayúdeles a conectar con los elementos del agua, la tierra y el aire. 

La meditación es una oportunidad para apreciar de verdad la alegría del momento y centrarse en los buenos estímulos de la naturaleza. Disfrutar del momento al aire libre hará que nos fijemos en lo reconfortante y agradable que puede ser la conexión con la madre naturaleza. 

Mamá e hija

Haz Una Búsqueda del Tesoro en la Naturaleza 

Una búsqueda del tesoro es la manera perfecta de conectar a los niños con la espiritualidad de la naturaleza, despertar la creatividad y la curiosidad. Haz una lista de las diferentes cosas que puedes encontrar en la naturaleza y luego sal a buscarlas. 

Esta pequeña búsqueda demostrará que la naturaleza, así como es, tiene muchas sorpresas que vale la pena explorar. Despertar tu explorador interior acudiendo a la búsqueda de rocas, piñas, bellotas o huellas de animales será toda una aventura.

Practica La Conexión Con La Naturaleza Con Todos Tus Sentidos

Cada día que pasen al aire libre puede enseñarles lo maravilloso que es pasar tiempo en la naturaleza. Inspíralos a conectarse con la belleza que los rodea, deteniéndose a oler algunas flores o disfrutando juntos de la magia de una puesta de sol.

Comparta con ellos sus sentimientos cuando estén en la naturaleza. Una vez desarrollado, éste es un hábito del que se beneficiarán durante años.

Haz Una Lista De Todo Lo Que Agradeces A La Naturaleza

Practicar la gratitud es una forma de inspirar a los niños a crear un vínculo duradero con la Madre Naturaleza. Hacer una lista de todos los increíbles regalos de Gaia les ayudará a conectar conscientemente con su entorno y con la espiritualidad en la naturaleza.

Déjalos Caminar Descalzos en el Exterior

Caminar descalzo refuerza nuestro vínculo sanador con la propia Tierra. Es muy fácil ser feliz y sentirse bien cuando estamos en sintonía con la Tierra.

El enraizamiento nos proporciona iones negativos que ayudan a combatir la negatividad, a restablecer nuestro equilibrio interior y a mejorar el bienestar. Pruébenlo juntos para ayudarles a experimentar plenamente la espiritualidad de la naturaleza.

Pasear En Familia Después De La Cena

Las cenas familiares son momentos sagrados, y pueden ser aún más agradables si se combinan con tiempo de calidad en la naturaleza. Es una forma estupenda de conectar en familia, disfrutar de la naturaleza y volver a centrarse en lo que es realmente importante.

Este tipo de unión y cercanía ayudará a construir una relación sana con la Tierra, despertando el amor por la naturaleza.

Reflexiones Finales

La naturaleza y la espiritualidad son inseparables, y ambas son partes importantes de lo que somos. Al enseñar a nuestros hijos a valorar esta relación, invertimos tanto en su bienestar y desarrollo espiritual como en el bienestar de todos los seres vivos de la Tierra.

Comienza Tu Viaje Aquí: Compra Nuestra Colección de Minerales

You May Like

8 Sabios Cristales para Despertar Tu Verdadero Yo
Como Pensar Positivamente en Tiempos Dificiles