La piedra de jade

El jade La piedra es una roca ornamental que se compone de diferentes minerales de silicato: Jadeíta y Nefrita. La jadeíta es una forma preciosa que consiste en aluminio y proxeno rico en sodio, creando un crecimiento entrelazado de cristales. La porción de nefrita es microcristalina con una matriz que entrelaza calcio, mineral anfíbol rico en hierro y magnesio.

Presentando el jade y su significado y usos

Durante casi 6.000 años, se ha creído que la piedra de Jade bendice a quien toca. La piedra dura se usó en las cabezas de hacha, cuchillos y otras armas afiladas en las Islas Británicas durante los años primitivos para pulirlas y afilarlas. En América Central, México, América del Sur y Nueva Zelanda, las tribus indígenas lo esculpían en máscaras de deidad, artefactos rituales y lo ofrecían a los espíritus del agua arrojándolo a sus pozos de agua.

En China, los registros a lo largo de la historia muestran que el jade se considera una piedra muy estimada que ofrece belleza, poderes curativos y protección. Puede encontrar una variedad interminable de cuentas, gemas, quemadores de incienso y otros recipientes tallados en piedra de jade. En esta piedra también se tallan elementos funerarios y otras estatuas.

Este mayor valor que ofrece la piedra de jade son las propiedades metafísicas. Desde las culturas antiguas de creer que es la máxima "Piedra del sueño", hasta el mundo espiritual de hoy. La piedra de jade ofrece una forma de conocer mejor el conocimiento ritual. Fomenta la creatividad.

La piedra de jade es una poderosa piedra curativa y talismán protector que asegura una larga vida con una muerte pacífica. Es un amuleto de amistad y buena suerte, que significa sabiduría que recoge la tranquilidad y disipa lo negativo a la vez que nos anima a vernos como realmente somos.

Los colores del arco iris del jade y sus significados

Hay muchas culturas que se asocian al personaje y al nombre de Jade. Las propiedades medicinales que se cree que están dentro de la piedra de jade pueden curar muchas cosas, incluidas las piedras de cálculo y los trastornos de la vejiga o los riñones. La piedra de jade viene en muchos colores, cada uno con sus propios beneficios ofrecidos, a los que daremos un breve vistazo:

Se dice que el jade negro emana energías protectoras y fuertes que evitan la negatividad, incluida la autolimitación.

Jade azul Se dice que calma la mente y produce paz y reflexión.

Jade marrón es el jade de puesta a tierra que nos conecta a la tierra, brindando comodidad y confiabilidad.

Jade lavanda alivia el dolor emocional al proporcionar alimento espiritual.

Jade naranja nos trae alegría. Nos enseña la interconexión y es un estimulante silencioso de la energía.

Purple Jade nos ofrece aliento, felicidad y regocijo purificando nuestro aura.

Jade rojo representa la energía de la fuerza vital mientras disipa cualquier miedo que pueda estar reteniéndonos.

Jade blanco filtra las distracciones para nosotros, ya que extrae información constructiva y relevante a la hora de tomar decisiones.

Jade amarillo es una piedra de jade alegre y enérgica.


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados